El kirchnerismo armó otro show para «inaugurar» el Gasoducto de la Costa

En línea con el acto de inauguración del Gasoducto Néstor Kirchner el pasado 9 de julio, el Gobierno montó otro gran show para inaugurar una obra similar, pero más chica: el Gasoducto de la Costa Atlántica.

Pero esta vez no estuvieron ni el Presidente Alberto Fernández ni la vicepresidente Cristina Kirchner, que dejaron sus lugares para darle más protagonismo a sus dos principales precandidatos: el gobernador bonaerense Axel Kicillof y el todavía ministro de Economía Sergio Massa.

La función fue con pantalla dividida. En el km 390 de la Autovía 2 estuvieron la precandidata a Intendente de General Pueyrredon y titular de la ANSES, Fernanda Raverta, junto a su nuevo aliado y ex jefe comunal Gustavo Pulti, la secretaria de Energía de la Nación, la massista Flavia Royón, y el secretario de Economía del Conocimiento, Juan Manuel Cheppi, hijo del ex embajador en Venezuela Carlos Cheppi y hombre de extrema confianza de Massa.

Mientras tanto, en el partido de San Martín, desde el Parque Yrigoyen, dijeron presente, además del precandidato a Presidente, el mencionado Kicillof y el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, entre otros. El motivo de la reunión fue la inauguración simultánea de cinco obras públicas en cuatro provincias: Buenos Aires, Santa Cruz, Misiones y Tierra del Fuego.

Una de ellas fue el tantas veces prometido Gasoducto de la Costa.

Este medio ya se ocupó del tema. El 10 de septiembre de 2015, pocos meses antes del fin de mandato de la entonces Presidente Cristina Kirchner, el gobierno nacional anunciaba la ampliación del mencionado ducto , cuyas obras consistían, básicamente, «en la construcción de 18 kilómetros en el tramo El Chourrón-Las Armas, además de una planta compresora en Las Armas y otros 15 kilómetros entre las dos plantas reguladores de entrada a Mar del Plata».

La obra iba a beneficiar a más de 40 localidades, entre las que destacan, además de la ciudad balnearia, Balcarce, Ayacucho, Mar Chiquita, Villa Gesell, Dolores, Pinamar, Miramar, San Bernardo, entre otras.

Gracias a la ampliación de los gasoductos “De la Costa” y “Tandil – Mar del Plata” ya podemos incorporar nuevas familias al servicio de gas natural en las ciudades de Mar del Plata, Camet y Batan. Esta gran obra cuenta con 4 frentes complementarios de suma importancia, como un refuerzo en el “Gasoducto de la Costa”, otro refuerzo sobre el ramal de alimentación a la localidad de Balcarce, la interconexión de las Estaciones Reguladoras de Presión “La Invernada” y “El Tejado”, y La instalación de una Planta Compresora en Las Armas”.

Estas palabras no son de ahora. Fueron publicadas en el Facebook de la empresa Camuzzi Gas Pampeana, la distribuidora que opera en la región, el 29 de julio de 2019.

En efecto, el grueso de los trabajos comenzó en 2016, durante el gobierno de Mauricio Macri. En aquella oportunidad, se había publicado en el Boletín Oficial el llamado a licitación para la compra de los caños que conformarán las tuberías, lo cual significaba, según afirmaron entonces desde el sector de la construcción, “un avance significativo” en relación a la masiva demanda por mejorar el servicio.

Ello permitió que aquel año se abrieran en Mar del Plata 10.000 nuevas bocas, es decir, nuevos usuarios que podían tener conexión a la red de gas natural.

Pero luego de las PASO de 2019, los trabajos se pararon y durante el gobierno de Alberto Fernández no se hizo más nada. Hasta finales del año pasado.

En junio de 2022, el senador provincial de Juntos por la quinta sección electoral, Alejandro Rabinovich, presentó un Proyecto de Declaración donde denunció que “si bien la obra registró importantes avances iniciales, permitiendo la posibilidad de incorporar a 10.000 nuevos usuarios en Mar del Plata, Camet y Batán, a principios de agosto de 2019, en la actualidad los distintos frentes registran muy poco avance”.

El 90% del trabajo está hecho, falta la terminación y cuestiones mínimas”, confirmaba el legislador.

¿Cuáles eran esos detalles mínimos?

 1- Un refuerzo en el “Gasoducto de la Costa” de 18 km de extensión sobre el Tramo“El Chourrón – Las Armas”, con cañería de acero de 20 pulgadas de diámetro.

2- Otro refuerzo sobre el ramal de alimentación a la localidad de Balcarce de 21 km de extensión y en cañería de acero de 8 pulgadas.

3- La interconexión de las Estaciones Reguladoras de Presión “La Invernada” y “El Tejado”, que alimentan a Mar del Plata, con cañería de acero de aproximadamente 12 km de longitud y en 16 pulgadas de diámetro.

4- La instalación de una Planta Compresora en Las Armas con una potencia de 2.400 HP otorgada por dos equipos moto compresores.

La “inauguración” se armó en pocas horas. Ante la falta de avances, y a más de un año de aquel pedido de informes, el Gobierno se apuró en montar el acto. Desde la propia Camuzzi le dijeron a este medio que “no sabían nada”, y que están recibiendo “consultas de usuarios pero no podemos prometer cuándo van a estar las nuevas bocas”.

Es más. Operarios consultados afirmaron que “para dar gas falta bastante, detalles operativos que van a llevar un tiempo”.

Consultado al respecto, Rabinovich fue tajante: “Esto lo armaron de un minuto a otro. La idea era inaugurar después de las PASO para la elección general, pero estaban en evidencia. Ocurre que el viernes próximo comienza la veda para la inauguración de obras”.  

De aquellos puntos, los trabajos inaugurados consistieron en el tendido de 12 kilómetros de gasoducto de interconexión, y los 21 kilómetros de refuerzo entre Balcarce y el ducto ya existente.

Pero los otros aún no están. El montaje de la planta de compresión que permitirá potenciar la capacidad de transporte de gasoducto, junto a la instalación de 2 motocompresores de 1200 caballos de fuerza cada uno y elementos complementarios. Y aún falta un 20% de la planta compresora de Las Armas, que permitirá la ampliación en la capacidad de transporte de gas natural. 

Todo esto permitirá, afirman, la generación de más de 80.000 nuevas conexiones.

El problema es que las promesas vienen de hace tiempo, tal como lo reflejó este medio.

El 20 de julio de 2021 se anunciaba la habilitación del tramo de interconexión entre las Estaciones Reguladoras de Presión “La invernadera” y “El Tejado”, que permitiría incorporar el servicio a 40.000 usuarios.

Recién se inauguró hoy.

En octubre del mismo año, la empresa Integración Energética Argentina Sociedad Anónima (IEASA) afirmaba que estaban próximos a finalizar los procedimientos para la habilitación del primer tramo del Gasoducto de la Costa en Mar del Plata.

No habría ocurrido.

el 29 de mayo último, Juan Manuel Cheppi, informaba que las obras contaban con un avance del 92%” y que “se planea finalizar en junio de 2023.

Para fines de 2019, los avances también estaban al 90%. Y hoy, 13 de julio, la inauguración tiene más aroma a acto proselitista que otra cosa.

pablo@elobservadoronline.com.ar

@PortaluppiPablo

Compartir en

Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on facebook

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe todas las novedades del portal

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe todas las novedades del portal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones

SOCIEDAD EN TIEMPOS DE CAMBIOS

Por Juliana Santillán  Pablo Portaluppi El título dice que soy Licenciado en Periodismo, pero eso poco importa. Lo más importante es que solo dependo de

Scroll al inicio